Etiqueta: salsa de tomate

Sopa de frijoles con tomate y proteína de soya

sopa de frijoles con tomate reformistaINGREDIENTES

  • 3 tazas de frijoles rojos grandes (usamos tipo cubaces) cocinados.
  • 1 taza de proteína de soya hidratada para desmechar, remojada en salsa de soya por dos días en refrigeración.
  • 1 cucharadita de aceite vegetal.
  • 1/2 taza de cebolla picada.
  • 1/2 taza de chile dulce picado.
  • 1/2 taza de apio.
  • 4 dientes de ajos, picados finamente.
  • 1 rama de tomillo
  • 1/4 de cucharadita de romero fresco.
  • 1/4 de cucharadita de comino en semilla.
  • 1 cucharada de orégano fresco picado finamente.
  • 1 1/2 tazas de tomates hervidos, picados en cuadritos.
  • Sal marina al gusto.
  • 1/2 taza de culantro fresco.
  • 3 tazas de agua.

PREPARACIÓN

  1. Ponga en una olla el aceite, la cebolla, el apio, el chile dulce, el ajo, el tomillo y el romero.
  2. Agregue la proteína de soya y revuelva por unos minutos, junto con el tomate.
  3. Añada los frijoles, el orégano y el comino. Revuelva y tape para que sude.
  4. Agregue el agua, la sal y deje reducir a fuego lento.
  5. Pique el culantro añádalo y sirva agradeciendo a Dios. Un aguacate es un excelente acompañamiento

 

 

Albóndigas de quinoa roja en salsa de tomate

INGREDIENTES:

Para las albóndigas

  • 1 taza de quinoa roja
  • 1 taza de garbanzos cocinados y escurridos
  • 1/2 taza de avena integral
  • 1 cebolla
  • 1 cabeza de ajos
  • 1 chile dulce
  • especies (romero, tomillo, cúrcuma y cualquier otra que sea conforme a nuestra fe)
  • orégano o perejil en polvo al gusto
  • sal marina al gusto

Para la salsa

  • 1 cucharada de aceite vegetal
  • 2 ramas de apio con sus hojas picadas grande
  • 1 cebolla grande en trozos
  • 1 cabeza de ajos
  • 1 chile dulce en trozos
  • 2 cucharaditas de azúcar cruda
  • 10 tomates medianos en trozos
  • sus hiervas y especies favoritas
  • sal marina al gusto

PREPARACIÓN:

De las albóndigas

  1. En una olla, cocine la quinoa (se pone en dos tazas y media de agua a fuego medio hasta que empiecen a “abrirse” las semillitas)
  2. Escurra bien y reserve.
  3. En un procesador o una licuadora, ponga todos los otros ingredientes (excepto la avena integral) hasta alcanzar una textura homogénea pegajosa.
  4. Agregue la quinoa y mezcle. Poco a poco agregue la avena integral y forme bolitas.
  5. Corrija la sal y el sabor.

De la salsa

  1. En una olla ponga el aceite a fuego alto, agregue la cebolla, el apio, los ajos y el chile, espere a que empiecen a caramelizar, junto con sus hiervas preferidas.
  2. Agregue el azúcar, revuelva bien.
  3. Agregue el tomate, revuelva de vez en cuando hasta que el tomate empiece a deshacerse.
  4. En una licuadora con mucho cuidado, por lo caliente, licúe, la salsa.
  1. Lleve la salsa al fuego a temperatura media.
  2. Agregue las albóndigas, trate de no revolver mucho para no deshacerlas.
  3. Agregue un poco de agua, al punto que la salsa cubra las albóndigas.
  4. A fuego bajo, espere que la salsa se reduzca y espese.
  5. Sirva y disfrute. No olvide dar gracias a Dios por los alimentos.

 

Creado con WordPress & Tema de Anders Norén